Categoría: Sonidos y Silencios

Palo Pandolfo en Rosario

El invierno no se decide: se va pero se queda. La noche era apenas un reflejo de la semana, donde el calor amagaba más de lo que podía y el frío juraba atacar de madrugada. Nuestro cronista, sin embargo, buscó transpirar un poco y se mezcló entre vasos que levantaban cervezas mientras cantaban a coro. Fue por eso que escribió su texto después haber saltado lo suficiente, chocando con otros cuerpos, celebrando la reinvención de un artista que le ganó una apuesta al futuro.

«Bicicleta», de Serú Girán

Terminaba una década al mismo tiempo que nacía otra. La oscuridad seguía encendida en en la Argentina: a Videla le quedaba menos de un año como jefe de la Junta Militar y a la dictadura poco menos de tres. Charly le preguntaba al futuro si habría felicidad porque Alicia no tenía maravillas en su canción, mientras Lebón increpaba al destino con una pregunta que se actualiza «¿Cuánto tiempo más llevará». Nuestro compañero desempolvó un disco que fotografió una época de cabezas aplastadas por el mismo pie, y que suena peligrosamente actual.

Músicos callejeros, recital acústico

El almanaque anunciaba fiesta, pero las plazas estaban cerradas. El tímido sol de mayo apenas tajeaba el frío y la alegría que la memoria acercaba sólo tenía lugar en las mesas pequeñas, lejos de los abrazos de piel con piel. Creímos que la amargura había ganado la partida, pero nos equivocamos. Desde la calle al escenario, sin escalas, llegaban ellos para arrancarnos del tedio. Nuestra cronista destapó cervezas, brindó por la patria y por la calle hecha canción - porque no hay rejas que puedan hacerle frente a la música - y antes de que muera el feriado, nos regaló su texto.

Almendra I

En el mundo sobran bombas. Vietnam sangra el atropello de los imperios. El «mayo francés» es un recuerdo vivo que atesoran los soñadores. América Latina siembra un futuro utópico a la sombra de la revolución cubana, mientas desde el norte bajan línea de formación juvenil. En Argentina las Morsas desplazaron a las Tortugas y el régimen atenta contra la libertad en todos sus órdenes. En medio de aquel desconcierto global cuatro jóvenes, atravesados por las nuevas sensibilidades de la época, editan lo que será una de las piezas fundamentales de la música nacional.

«Instrucciones para armar un nido», de Horneros

García Lorca afirmó que la poesía «no necesita adeptos, sino amantes», que ataquen la quietud y la endulcen, la recorran y la desvistan en todo momento. La música sabe engatusar y conoce el camino. Se juntaron, sabiéndose parte una de la otra, en esta producción que para algunos hace bailar a las letras, mientras que otros dicen que en verdad le habla a los acordes.

«Cameron», de Cameron

Un nuevo disco, un viejo sonido. Blues, Rosario, Santa Fe. Potencia, densidad, instrumentalidad con una impronta local, que recorre el paisaje, recoge elementos, compone. Primer disco de Cameron, el sonido propio, el mismo blues de siempre. Entre la fuerza y la energía se deshacen estas líneas.

Mulas de Nadie

Después de presentarnos su último trabajo, al menos debíamos hacerle un lugar en nuestra revista. Les presentamos una banda distinta, que pone en jaque a la realidad a...

Sonidos y Silencios archivos - El Corán y el Termotanque