Poesía | La paz de Cuná - Por Honoris de Cubillas

Te pienso entre las sábanas
dulcemente
dormida, te pienso
y subo las escaleras
y en el crujido de los escalones
que piso suave
pero igualmente lamentan mi peso,
te imagino,
en un sueño embriagada,
desnuda y apenas envuelta
tu piel nítida
cristalina,
tus párpados posados tiernamente,
y el arco de tus pestañas,
como lanzas custodiando
el sueño que ven tus ojos;
y me anhelo en él,
en ser aunque sea
una mínima argucia en su argumento,
en correr como un río fatigoso
en la historia que te piensa
toda ahí enseñada,
tu cuerpo indefenso sobre la cama,
conmovida, toda, en ese sueño;
entonces sigo por las escaleras
y espero encontrarte
al entrar en la muda habitación,
ya no en ella, sino en el sueño,
y entonces sí besarte
y confundirme
en esa puerta saludable,
en tus labios,
y a tu lado dormirme
y vivir ese sueño.

0 Comments Join the Conversation →


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.