Poesía | Poema - Por Florencia Giusti

Hay una fuerza
en lo que se dice
que equilibra
el peso de lo
que se hace.

La historia es
una lectura
para los amigos.

Es temporal
crear sospechas
y negar verdades,
todas  esas cosas
las sacaste
de un estante.

Pusiste dos libros
encima de una
mesa,
viajaste
conmigo
por el cielo abierto
de la costanera.

Usaste mi canasto
para llevar tu ropa,
era un día
de mucho viento
y jugábamos
a viajar
en bicicleta.

Todo
es más completo
cuando
es
más simple.

Las respuestas
no están
en hacer yoga
ni decir
de qué color
es el amor.

No tengo
una estrategia
retórica
que
me permita
mentir
en este poema.

No quiero
desaparecer
de este texto
haciendo ambigua
la primera
persona.

Alguien dice que
las palabras
son como
llaves.

Y
eso está
en un poema
que leímos
las dos.

Fotografía: Ale Paz

0 Comments Join the Conversation →


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *